Mundo

Reactivación económica en Latinoamérica avanza tímidamente por la COVID-19 | Mundo

Reactivación económica en Latinoamérica avanza tímidamente por la COVID-19 | Mundo

La reactivación económica en América Latina, que se da por penuria mas no por una reducción significativa en los casos del coronavirus , avanza tímidamente en la región, en donde la enfermedad ha infectado a 7,6 millones de personas y amenaza con hacerla retroceder socialmente dos décadas.

La Ordenamiento Mundial de la Sanidad (OMS) informó este lunes que en el planeta hay ya 26,9 millones de enfermos por COVID-19 y 880.994 muertos.

De estos, 14,1 millones de casos positivos se concentran en América, que es la zona del mundo con la decano cantidad de decesos al alcanzar 486.000.

En el continente, Estados Unidos se mantiene como el condado con más casos (6,1 millones), seguido por Brasil con 4,1 millones de contagios.

Del lista de los 10 países más afectados por el coronavirus asimismo hacen parte Perú (683.000 infectados), Colombia (658.000), México (629.000) y Argentina (471.000).

SOS por América Latina

La secretaria caudillo Iberoamericana, Rebeca Grynspan, alertó este lunes que “Latinoamérica arriesga un retroceso de dos décadas de avances”, por lo que necesitará ayuda internacional para atender los retos económicos y sociales que tiene por delante tras la pandemia.

Adecuado a que el Fondo Monetario Internacional (FMI) ha estimado que esta región sufra un decrecimiento del 9,4 %, Grynspan ha dicho que le preocupa “enormemente” que las brechas sociales aumenten en lado de disminuir.

Por ello, considera que Latinoamérica será la segunda región más lesionada económicamente detrás de Europa.

Reapertura continúa así como el virus

Precisamente, para tratar de soliviantar la inicio y hacerle el finta a la pobreza aún en medio de la paliza que la COVID-19 le da actualmente al continente, los países siguen en su proceso de reapertura de sectores claves como el comercio y el turismo.

En Estados Unidos, que ha tenido que confrontar al virus en plena campaña electoral y con las revueltas sociales en las calles, el presidente Donald Trump aseguró este lunes que se vive la “recuperación más rápida” del mercado profesional, y prometió crear 10 millones de empleos en 2021 si logra la reelección el próximo noviembre.

Trump destacó que el mes pasado la peculio estadounidense añadió 1,4 millones de empleos, lo que representa 10,6 millones de puestos de trabajo nuevos desde mayo pasado.

A pesar de ello, a la plazo sólo rodeando de la medio de los 22 millones de empleos que se perdieron durante la pandemia se han recuperado.

Por su parte, el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, señaló que los casos comienzan a registrar un incremento tras varios días de retrocesos en las cifras diarias y comentó que el aumento podría deberse a la reapertura de la económica.

Los resultados totales deberían estar ya influenciados por la reapertura económica, pero aún no se pueden acreditar totalmente a la misma. Lógicamente, al incrementar la circulación de las personas aumenta la circulación del virus y el aventura de contagio es mucho decano”, dijo el mandatario del país centroamericano, que acumula 26.413 casos, de los que han fallecido 764 personas.

Turismo a medias y con temor

Las playas y parques de casi todo Brasil volvieron a hartarse este lunes, una etapa festiva por el Día de la Independencia del país que ya ha conocido fallecer a 127.000 de sus pobladores por el virus.

Aún así, en Río de Janeiro, el costero de Sao Paulo y muchas ciudades del noreste la gentío hizo caso omiso a las medidas de prevención, como el distanciamiento social para contener a la pandemia.

Mientras tanto, luego de que el Gobierno de Perú anunciara la semana pasada que el próximo 1 de octubre se reanudarán los vuelos internacionales, surgieron divergencias por la opinión contraria del Empleo de Sanidad a reabrir las fronteras y reactivar el turismo, uno de los pilares de la peculio doméstico.

Los viajes deben ser por razones de salubridad, de trabajo o por algún traslado urgente. Tenemos que consolidar las medidas de prevención. Hay que apearse más la transmisión del virus. Hay zonas donde la flujo no ha llegado y el movimiento de personas puede dispensar que vaya en dirección a un lado mañana”, apuntó el viceministro de Sanidad, Luis Suárez.

El funcionario aclaró que aunque ‘es duro’ y los peruanos necesitan ‘reactivar la peculio’, es urgente “proteger a la población en las zonas más dispersas, donde no ha llegado la pandemia y no convertirnos nosotros mismos en vectores de la diseminación”.

Incluso, Argentina, que roza las 10.000 muertes por COVID-19 tras casi seis meses de medidas de confinamiento, abrió al notorio las terrazas en Buenos Aires.

Es muy importante comprender que llevamos seis meses de este esfuerzo colectivo y hay mucha gentío que ya no puede flanquear con las políticas de la cuarentena innovador”, remarcó el ministro particular de Sanidad, Fernán Quirós, al referirse a la valor de las autoridades locales de permitir servir en mesas en las calles, con protocolos de bioseguridad.

Sin incautación, el titular de Sanidad provincial, Daniel Gollán, consideró que la reapertura “es aumentar la circulación, que es aumentar la cantidad de casos en un momento donde hay muchos y la curva no decrece”.

Asimismo, en la colonial Cartagena de Indias, polo del turismo doméstico e internacional de Colombia, este fin de semana se permitió la reapertura de bares y restaurantes.

Aunque se vieron algunos turistas y cartageneros en el centro histórico de la ciudad, el aspecto todavía es el de un pueblo sombra.

De hecho, el pasado 1 de septiembre durante la recibo del primer revoloteo comercial, el corregidor de Cartagena, William Dau, confesó que estaba ‘nervioso’ de que se presente un retoño de la enfermedad.

Con información de Efe

peru.com

El Comercio Online

Leave a Reply